Veinte Discos para el 2011, Parte IV.

Ehhh, llegamos a la cuarta y última entrada en la serie de revisar nuestros discos favoritos para este año que hoy se termina. Es obvio que muchos quedaron fuera ya que fue un año bacán en cuanto a lanzamientos, tengo por ahí la lista original que fui tachando al momento de decidirme por cuales iban a estar acá, durante el día en una de esas la subo. Pues bien, sin más les dejo con mis cinco favoritos del 2011, año de Nuestro Señor:

5.- Disma “Towards The Megalith” (Profound Lore)
Hay o hubo un revival del Death Metal a la vieja usanza. Creo que está en boga aún, da lo mismo. Hay mil formas de tocar metal y esta es la que más me gusta, cuando las bandas tocan death metal con las cuerdas de sus bajos y guitarras afinadas casi tocando el piso, con riffs oscuros pero gancheros y que el paso marcado por la batería se mueva entre la lentitud con la que camina un caracol y la velocidad con la que corre una chita. El pedigree de la gente involucrada en Disma debería hablar por si solo, ya que cuentan con Craig Pillard (que cantó en mis discos favoritos de Incantation y ha estado en un montón de bandas más incluyendo a los dudosos Stormführer, lo que hasta ahora le pesa aunque dice que su pasado seminazi ya quedó completamente atrás) ademas de gente que ha hecho tiempo en Funebrarum, Evoken, Assück y Goreaphobia. Eso ayuda, pero no lo es todo, este disco quizás lo podrían haber hecho chicos de 16 en 1992 pues fácilmente suena como si hubiesen inventado este género. Es Death Metal a la antigua pero que es algo completamente del 2011 pues pocas cosas modernas logran pegar así de pesado, malvado y oscuro.


4.- War Hound “Return Of The Hardstyle” (Born Ill)
Mi banda favorita de hardcore actualmente, aún no tienen un disco propiamente tal pero si tres demos que contienen material mucho más denso que bastantes lps que he escuchado últimamente. Me quedo con este y sus cuatro canciones, buenas cosas vienen siempre en pequeñas dosis y estos nueve minutos han sido recurrentes porque cubren justo la distancia entre el paradero y mi casa cuando vuelvo de noche. Es claro que al ver el rip-off al Urban Discipline de Biohazard en la tapa es un claro indicador de hacia donde va la música de War Hound. Los ya nombrados Biohazard, Madball, Downset, cosas que parecen choreadas a Excessive Force y un coro más melodioso que podría haber estado en el primer disco de Life Of Agony. Pero bueh, todas esas bandas noventeras que nombré terminaron diluyendose y autocopiandose a final de cuentas. Lo bueno es que War Hound suena fresco, aunque sea un regreso a ese sonido, suena cañon y limpio. Desde la canción inicial que abre como introducción con sirenas policiales y guitarras moviendo la palanca, pasando por el rapero segundo corte “Reality Check” con su riff apañado que de seguro a dejado a alguien con moretones durante algun show. Después viene mi pista favorita “The Path Of The Wicked”, que tiene un breakdown de lo más pesado que he oído desde Fury Of Five. El último tema, Despair cuenta con ese coro ala Life Of Agony cerrando un ep preciso. Es de esperar que si este año cae un larga duración, no decepcione y sea igual de ignorante y power que este.

3.- Prosanctus Inferi “Red Streams Of Flesh” (Nuclear War Now!)
El año pasado me quedé dormido y se me pasó por el lado el primer album que este duo puso en circulación. Tuve claro al escucharlo que si sacaban algo este año me iba a gustar y si me gustaba mucho serían número fijo en esta lista. Y así fue, cuando “Red Streams of Flesh” leakeó en internet salivé un poco antes de echarlo a correr. Y no me equivoqué, este nuevo trabajo continua al pie de la letra lo ya hecho en “Pandemonic Ululations of Vesperic Palpitations” y eso está completamente bien. Bueno, hay algo diferente, el tono de guitarra es aún más sucio y los riffs esta vez están mucho más focalizados en ir de un punto a otro pero sin sacrificar la oscuridad y la violencia de los mismos. Eso se traduce quizás en temas un poco más largos y un poco, solo un poco menos caóticos que en el lp. El cambio de baterista también los hace avanzar, dejo de ser algo que sonaba como una colmena de abejas cayendo por una colina y se ha vuelto un blast beat marcando cada tiempo en su lugar. Pareciera al leer esta reseña de que la banda se puso un tanto más pussy pero no, es simplemente que tomaron el sadismo de su manera de tocar Death/Black metal y lo convirtieron en algo aún aspero y peligroso. Si gustan de clásicos como Beherit o Archgoat, pasados también por algo de lo lisérgico que en su momento tuvo Morbid Angel acá hay una banda para ustedes. Otra cosa, vieron esa tapa también? Si, a mi también me da un poco de miedo.

2.- New Found Glory “Radiosurgery” (Epitaph)
Fue un año un poco bajo por mi parte para el pop punk (supongo que las listas de Matías y Abel demuestran lo contrario, pero lo mio como ya se dieron cuenta he estado inclinado a los breakdowns, el mosh y los blast beats. Y si he escuchado pop punk, ha sido revisando discos que me gustaban en temporadas anteriores. Luego de escuchar el guatazo que se dieron los de Blink 182 con su aburrido disco de regreso, pensé que New Found Glory podría caer en lo mismo y sacar un disco “maduro” y “experimental” pero afortunadamente este no es el caso (quizás pasó un poco con su lp del 2004 Catalyst)ya que es un disco pop lleno de coros gigantes y melodías bacanes. Es difícil creo estar en una banda de pop punk cuando ya llegaste a los 30 y tantos y no parecer un longi que se quedó pegado en los 17. Si eso pasa los resultados pueden ser super avergonzantes. Es ahí cuando NFG la logra bien, pues en vez de tratar de volverse una banda seria y autoimportante dan con la formula de seguir haciendo canciones pegajosas sobre chicas pero lo hacen desde la perspectiva de gente que tiene 30 y algo. Y por eso, le pueden gustar estas canciones a la chica que sufre de falta de atención a los 16 y llena su tumblr de escandalos inventados, como también a tipos que estamos más grandes como yo que hemos dado un par de vueltas a la pista y estamos un poco cansados. Sin duda, voy a rockear harto este disco y cuento un poco los días para verlos acá en Santiago cuando comience Enero. Espero esta vez no me aprieten mucho en el pit y no me falte el aire como esa vez del 2004 cuando casi muero aplastado por 300 adolescentes gringas. Lo que ustedes podrían pensar que es una buena muerte, pero nah.

…Y como solía decir el fallecido Jorge Aedo: NUMERO UNO NUMERO UNO NUMERO UNO NUMERO UNO NUMERO UNO NUMERO UNO NUMERO UNO!!

1.- Rotten Sound “Cursed” (Relapse)
Tal como cuando Leo Rey se fue de La Noche y cagaron, dejando el paso para que Américo triunfara sin competencia alguna. Este fue el año en que Napalm Death (que no han cagado y siguen siendo de alguna forma relevantes) entregaron la antorcha del grindcore definitivamente a los fineses de Rotten Sound. Se veía venir en los últimos años con cada disco que sacaban, pero faltaba el impulso final para empujar el grind completamente hacia el siglo 21 y acá lo dieron con creces en Cursed. Es técnicamente preciso, pero no masturbatorio. Es metal, pero tiene entremedio todo el crust y el hardcore justo para balancear las cosas antes de que se pase a otra cosa. La manera en que este disco fue producido es un asalto terrorista por todos lados, puedes escuchar todo, cada instrumento haciendo lo suyo pero esto no resta suciedad y ruido. Va rapido todo el tiempo y cuando parece que una canción se pega a la otra, intercalan algo como Hollow que baja el tiempo y tiene mucho groove para tirarse un paso. Pese a que siempre se ha considerado al grindcore como un estilo limitado, donde se toca techo al lograr ser el más rápido o el más pesado, hay varias formas de tocarlo y eso se demuestra completamente en discos como este, que recojen todos los ingredientes que han sido usados en todos estos años y entregan un plato nuevo, porque eso es Cursed, un disco nuevo y la huella que muchos van a seguir en los años que se vienen. Eso es lo que tengo para decir ahora. Marquen mis palabras y tomen nota.

Bueh, ese es el recuento de discos. Hay también un montón de eventos que marcaron este año, podría estar recordando y anotando cosas hasta el 16 de Enero si quisiera ponerlo todo acá. Soy pesimo en las despedidas y los buenos deseos y citar frases clichés que se dicen en estas fechas pero de alguna forma si leen este zine algo de parecidos tenemos y por ende espero les vaya mucho mejor que bien en el 2012, ya que el mundo se va a acabar y por ende deberían hacer lo que no han hecho hasta ahora. Un día a la vez, y cada día como si fuera el último. A mi me resulta, a veces.  Hay días lindos y como dicen por ahí también van a haber “días grises y marrones” pues si no duele y no nos complicamos un poco las cosas a proposito nada tiene mucho sentido. Se cuidan al cruzar la calle, duerman, coman bien, caminen distancias y quieran mucho a sus amigos y mascotas.

Felipe.

Año Nuevo, 1996, qué saen.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s